Justicia –por Luís Martínez Gálvez

Según la RAE,  2. f. Derecho, razón, equidad.
Lo de este gobierno es absolutamente lamentable. Cada vez que dan un paso es para quitarnos derechos y saquear nuestros bolsillos.
No sé si la gente normal, que no se ha tenido que enfrentar a la justicia de este país, entenderá la gravedad de esta medida, pero analicémosla, ya que para poder “reclamar justicia” se pone una traba económica. En muchos casos puede ser insalvable.
Lamentablemente, el contacto con la justicia no esta tan lejos de las personas de a pie. Valen los ejemplos de los divorcios, o los problemas de tráfico y de la vivienda. Pues bien, con el argumento de que la Justicia tampoco puede ser gratis (estoy hasta los pelos de la frasecita “no puede ser gratis” aplicada a cualquier ámbito público) cabe preguntarse ¿para qué se ha usado el  40% de media que me han estado cobrando en impuestos? Está claro ahora: para que ellos se lo embolsen y, después, despilfarren.
Nuestros políticos quieren cobrarnos por el ejercicio de una acción judicial. Vamos con un ejemplo: si un proveedor habitual de luz, agua o teléfono te pasa el recibo por el banco, te cobra de más, por ejemplo unos 80 €, reclamas y te ignora, ahora debes abonar, con carácter previo, una tasa por un importe de 150 euros para poder reclamar esa legítima devolución (ver tabla para más sangrantes ejemplos).
El Ministro Gallardón dice que así cubrirá el 15% del presupuesto de su Ministerio. Pero parece más una medida disuasoria (como lo del euro por receta, que también acabaran imponiendo en el resto de España porque en Cataluña ya lo cobran).
¡Atención! Quiere hacernos tragar la rueda de molino de que un euro es disuasorio, pero que 150 € para reclamar una multa o que 100 € por un problema con mi proveedor no es disuasorio, ¡Venga ya! Bastante tenemos con sufriros a diario.
Según voy escuchando a abogados, fiscales y jueces (es curioso que haya logrado ponerlos a todos de acuerdo por primera vez desde que vivimos en democracia) la medida tiene pinta de ser inconstitucional. Pero no importa, ese Ministro la pone en vigor “a ver si cuela”; con lo rápido que es el Tribunal Constitucional, a ver si consigo que esté en vigor por lo menos 7 u 8 años y me embolso una sustanciosa suma.
Con la situación actual está claro que no llegamos a pagar todos estos servicios, pero las medidas tienen que ser proporcionadas, y este, claramente, no es el caso. Lo que provoca es que solo los que puedan permitírselo podrán reclamar a la justicia y esto es muy grave.
Los “contribuyentes” pagamos cada vez más impuestos, mientras que la clase política, en gran parte culpable de la crisis actual, sigue de rositas. ¿Dónde están los recortes para ellos? Si no hay dinero ¿por qué tenemos que mantener estructuras de estado (autonomías, asesores, coches oficiales, pensiones vitalicias, y un larguísimo etc…) que no podemos pagar?
Anuncios

4 comentarios sobre “Justicia –por Luís Martínez Gálvez

Agrega el tuyo

  1. [sin tildes ni egnes en el teclado]

    Pregunta inocente: tratandose de procesos contenciosos administrativos, se supone que las tasas (incluidas las nuevas) las tendra que pagar el declarado culpable no?

    Es decir, entiendo que vaya a suponer una traba quizas insalvable para ciertas personas pero al menos tiene “vuelta” el pago verdad? (si llevas la razon…)

    Si no fuera asi si que lo veria un grave problema.

    un saludo

    Me gusta

  2. Las tendrá que pagar todo el mundo, antes de que el juez declare quien es el culpable.
    Te pongo un ejemplo en el caso de una reclamación por accidente de tráfico, la tendrá que pagar la persona que reclama la invalidez.
    Y apuntas la parte mas controvertida, para nada esta asegurado la devolución integra en caso de que el juez te de la razón, estamos hablando de que conseguirás la devolución de un porcentaje en el mejor de los casos.
    Un saludo

    Me gusta

  3. La cosa no estaba tan clara:

    “El ciudadano recuperará el dinero de las tasas si al concluir el pleito el tribunal le da la razón, siempre y cuando haya condena en costas para la otra parte. Es decir, la Administración no devolverá el dinero en ningún caso, pero la parte condenada en costas asumirá también la tasa que pagó el demandante inicialmente, con lo que este la recuperará. En la jurisdicción contencioso-administrativa siempre hay condena en costas, pero en la civil y la social puede haberla o no, según fuentes del ministerio. Así que ahí el recurrente recuperará el dinero… o no.”

    No es la panacea pero tampoco es lo descrito en el post!

    Me gusta

  4. En el post lo que denuncio es el pago por reclamar, y esto, menos en los casos donde el Ministro se está retractando (violencia de genero), es así, luego como tu bien dices en algunos casos si ganas el juicio te las devolverá la parte contraria… o no.
    Un saludo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: